Thursday, September 30, 2010

Con aire de tango

El avión aterrizó puntualmente y ese sol de primavera, de principios de Octubre acariciaba su cara a través de la diminuta ventanilla, gran recompensa luego de largas horas de vuelo sobre el atlántico, de un continente a otro, de un hemisferio a otro.

Lo que venia era algo ya conocido, la monotonía de migraciones, el equipaje. Minutos después se encontraba ya en el coche que lo llevaría al aeropuerto de vuelos domésticos y mientras transitaban los primeros metros por autopista Richieri, cerró los ojos, abrió la ventanilla del coche y dejo que entrara el aire fresco y crispido de la mañana porteña. Era distinto, el aire era distinto al de la mañana anterior a 12000km de distancia.


-         Do you mind if I turn on the radio? – dijo el conductor en ingles seguramente pensando que su pasajero era extranjero.
-         Ningún problema – contestó el pasajero en español demostrando que era de allí, aunque viniera de afuera.

En la radio Víctor Hugo Morales conversaba con Ernesto Sanz por la votación de la Ley de glaciares, todavía se hablaba de la repentina y súbita muerte de la joven actriz Romina Yan, el triunfo de Estudiantes de la Plata sobre Gimnasia en el clásico platense había dejado a Estudiantes solo arriba en la tabla de posiciones, el senado había aprobado el proyecto para evitar salideras bancarias, anunciaban buen clima, día soleado con una máxima de 25’C.

Escuchaba las noticias pero su mente estaba en otro lado, observaba la gente, los autos, sentía esa extraña sensación que lo invadía siempre que pisaba suelo Argentino, ese cosquilleo interno. Que sensación tan rara, agradable por supuesto, pero rara a la vez.

No era la primera vez que se sentía así, de hecho, esto se había convertido en una costumbre cada vez que volvía a Argentina. Se pregunto si quienes viven fuera del país tienen el mismo sentimiento al llegar a su tierra, ese sentimiento de ‘pertenecer’ a ese lugar de una manera u otra. Se preguntó si para los demás también el tango sonaba a más tango cuando uno vuelve, si cerrar los ojos y respirar ese aire traía esos olores del recuerdo, ese viaje al pasado. Las próximas semanas serían un torbellino de re-encuentros, de ponerse al día con amigos, familia, costumbres. Muchas veces no se daba cuenta cuanto extrañaba su país hasta que llegaba a su país, pero eso, una vez mas, no era la primera vez que le ocurría. 

El coche arribó al aeroparque Jorge Newbery, solo quedaban unas horas para su destino final … su querido Tucumán.


20 PERSONAS SE ANIMARON A COMENTAR ... DEJA EL TUYO !:

Tucumano in London said...

Queridos amigos ...

El Tucumano viaja a Tucuman en las proximas horas. Hace poco vi nuevamente la pelicula Made in Argentina y si bien las circunstancias en las que los personajes de la pelicula se ven obligados a vivir fuera del pais y las mias son distintas, me senti muy identificado en varios pasajes con el papel de Luis Brandoni. Si no la vieron, se las recomiendo, especialmente a quiernes vivimos fuera del pais.

Cara nueva para el blog, era tiempo de un lavado de cara y nuevo diseno, espero que les guste !

La proxima entrada, ya desde Tucuman !

Abrazos ... Pablo

Anonymous said...

:) AmP

caly said...

Excelente relato de tu viaje a la Argentina, tiene mucho sentimiento, mucha pasión. También me encanto el nuevo diseño de tu blog, es bien chebere chico!! Jajaja
Me alegra que puedas compartir con tu familia unos días, vivilos a full.
Un gran abrazo!!

Anonymous said...

Porque a mí no me pasa lo mismo?, puede un argentino no querer vivir en Argentina?, será que soy extraterrestre o que realmetne me encontré viviendo en Brasil? y ojo que brasil no es igual a playas y batucada todo el año, hay muchísimos problemas , quizás realidades piores que las de Argentina (por más que Brasil le preste plata al FMI), será que existen otros como yo con el dilema de sentirse bien fuera de Argentina pero al mismo tiempo tienen un gran deseo de tener todos sus amigos de Argentina como vecinos de casa?. Yo extraño...y mucho, extraño el mate, la ronda de amigos, la juntada del asado,los criollitos, ricas facturas, las conversaciones de temas cultos,el cariño de la familia, la puesta al día de las conversaciones de meses atrasadas, pero confieso que cuando arribo a Buenos Aires me siento turista y lo peor es que llego a Córdoba, mi ciudad natal y ese cosquilleo, esa sensación extraña no me llega, me es indiferente, difícil de explicar...
Claudia.

Juan Pablo said...

Bienvenido al Reino de Alperovich! Veo que al final cumpliste y vas a estar presente el 10.10.2010, lo que si te pido me hagas llegar una direccion para mandar la tarjeta, que Cleto esta celoso...Abrazo grande, ultima lectura de blog como soltero!

Mario Albarracín said...

Ehhh!! Welcome! jaaaa

Lindo el diseño y como dijo Yupanqui:..."Los cerros que tanto quieres, me dijo, allá te están esperando"...

A veces Eau, a veces Euria, siempre Idoia said...

Hola. Tengo un regalo para ti. Cuando puedas pasa por mi blog y te lo entrego.

Besos

Tucumano in London said...

CALI ... muchas gracias, ud siempre presente !

JUAN PABLO ... como me voy a perder la "boda del ano"? ... alli estaremos el 10.10.10 !!!

MARIO ... gracias Tucumano, me alegro te guste el nuevo diseno, todo un placer si viene de un artista como usted !

EAU, EURIA e IDOIA ... mil gracias por el regalo, me sorprendio sinceramente !

Tucumano in London said...

CLAUDIA ... antes que nada, que alegria verte por el blog y mas alegria todavia tu comentario !

No sos ningun extraterrestre, nada que ver. Todos los que hemos salido de Argentina hemos pasado por distintas etapas y hemos tenido vivencias diferentes. Todas validas, pero muchas de ellas diferentes.

Yo tambien muchas veces digo que me encontre a mi mismo en Londres, una ciudad que amo y en la que me fascina vivir, en la que me siento comodo, libre, sin prejuicios, sin ataduras sociales. Dicho todo esto, no dejo de sentir lo que siento cada vez que piso suelo Argentino. Como contaba en el post, es ese coquilleo personal, muy intimo de saber que estoy en Argentina nuevamente.

Es personal, como es personal y valido tu sentimiento.

Me encanto tu participacion, tu pensar y sentir distinto ... gracias !

Besos para los dos !

Pablo

Anonymous said...

Así es, cada persona puede disfrutar ó sufrir el desarraigo y todo es válido, este pequeño Macondo que es Tucumán, con su eterno basural y agresión a los espacios verdes, en mí me trae recuerdos y si estoy en otro lado siempre me siento extraño. Saludos EZD

Horacio Haxman said...

Buenisimo el post Pablo. Espero que nos veamos mientras estes aca en Tucuman.

Saludos
Julian

Pilar said...

Volver...tiene alma de tango.

Horacio said...

Bienvenido, che. Espero que lo pases bien.

Abrazo

Tucumano in London said...

EZD ... Querido Kike, me gusto mucho lo de "este pequeño Macondo que es Tucumán" ... muy GGM !!!

PILAR ... gracias por tu paso por el blog !

Mr H ... nos vemos pronto, prometo !

HORACIO ... muy buenos los dialogos en el tu blog!

Saludos a todos ... Pablo
.

Anonymous said...

pensar que esa misma sensación, los olores las risas, y los gestos son los que uno disfruta al ver llegar un hermano a los pagos!!! La argentina no es el eden... pero es nuestra argentina. Abrazo de gol !!! Diego

Juanma said...

Qué grande, Pablo! No tengo dudas de que estás super contento, acá, con tu gente. Qué la pases bien.
Fuerte abrazo.

Malinche said...

Tucumano, vengo del blog de Adrián Sack donde invitás a este nuevo post. Vos comentaste la peli "Made in Argentina", ¿llegaste a ver la obra de teatro de la que surge la peli, "Made in Lanús"? Excelentes ambas, más intimista la original, yo me quedo, sin embargo, con el personaje de la Yoli, interpretado por Leonor Manso. Entiendo desde luego la postura de Brandoni, que estaba a medio camino entre el personaje de Martha Bianchi y Manso. Pero me quedo con la Yoli.Con la Yoli y el enorme mensaje que transmite, ella, y todos los que sentimos como ella.
Un abrazo.

Flor S said...

¡Tucumano!
¿Qué tal te ha recibido tú querida provincia? Siempre es reconfortante regresar al hogar, las raíces. Por cierto, beuna memorita la suya!

Espero que lo estés pasando genial!
Beso enorme desde Buenos Aires!

Flor S said...

Evidentemente este teclado me ama.

Anonymous said...

Podes tener todo lo que quieras en el extranjero pero sabes que siempre te va a faltar algo, ese algo es tu pais por mas malo que sea, es tuyo y perteneces alli.-

Abrazo. UF

Post a Comment

Note: only a member of this blog may post a comment.